(Foto: Cortesía)

El diputado a la Asamblea Nacional (AN) por el estado Carabobo, Marco Bozo, calificó de bodrio judicial la sentencia 156 del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) con la cual la Sala Constitucional pretende asumir funciones de los parlamentarios que fueron electos por el voto popular.

“No vamos a cumplir esa sentencia que viola el principio de la democracia. Fuimos electos para defender los derechos de los venezolanos. La libertad hay que conquistarla, no careá del cielo” sentenció en nota de prensa.

El coordinador regional de Primero Justicia en Carabobo, señaló que en estos momentos el país atraviesa una nueva etapa de lucha – tiempos de resistencia y de rebeldía- e invitó a la organización y movilización de calle que garantiza la constitución.

Bozo, indicó que – en un acto de irreverencia y rebeldía- una comisión de diputados decidió este jueves acudir a las instalaciones del ente judicial para expresar su rechazo, siendo nuevamente agredidos por funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana.

Lamentó que como jóvenes diputados con capacidad para trabajar por el bienestar del país, tengan que gastar sus energías combatiendo las arbitrariedades de un gobierno que pretende atornillarse en el poder. “No podemos resignarnos. Nuestro deber es controlar al Ejecutivo”.

Aclaró que no le preocupa un supuesto llamado a nuevas elecciones de diputados, no obstante, aseveró que el Consejo Nacional Electoral debe convocar a comicios generales. Enfatizó que las recientes sentencias del TSJ son una clara reacción ante el esquema que actualmente se debate en la OEA por la renovación de poderes en Venezuela.

Fuente – El Carabobeño