(Foto Prensa Presidencial)

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, pidió hoy a la Justicia de su país actuar con “severidad vertical” y “dureza justa” contra la mayoría opositora de la Asamblea Nacional (AN) que respaldó ayer un informe crítico de la Organización de Estados Americanos (OEA).

“Hay que pedir la copia certificada de los diputados (…) que decidieron a aprobar un documento pidiendo la intervención de Venezuela por parte del imperialismo y de las fuerzas de la derecha internacional a través de la OEA”, dijo Maduro durante una alocución transmitida en cadena obligatoria de radio y televisión.

El mandatario aseguró que este apoyo de la Cámara al informe presentado hace una semana por el secretario general de la OEA, Luis Almagro, “constituye delito de traición a la patria” por lo que pidió “denunciar con nombre y apellido a estos peleles del imperialismo que desde la AN están llamando a la intervención”.

“Rompieron las reglas de juego mínimo, que después no salgan a lloriquear (…) bastantes cupos hay en las cárceles para los traidores de la patria, y tarde o temprano allí estarán”, prosiguió Maduro que ponderó como un “asunto de estado” esta “agresión” que llamó a enfrentar en “unión cívico militar”.

“A Venezuela la vamos a defender con nuestra vida”, sostuvo.

Dijo también que es “peligroso” que la sociedad venezolana esté desinformada -como cree que está ocurriendo- respecto de estos actos de “traición a la patria”, pues afirmó que quienes supuestamente conspiran contra su Gobierno están “moviendo mucho billete para comprar traidores”.

El jefe de Estado agregó que la soberanía e independencia de Venezuela están siendo amenazadas en este momento y remarcó que estos planes “intervencionistas” que pretenden “convertir a Venezuela en un protectorado del imperio estadounidense” representan un hecho inédito.

El Parlamento, controlado por la oposición y declarado en desacato por el Supremo, aprobó ayer el acuerdo en cuestión, en el que se exhorta además a que se activen mecanismos que conduzcan a la celebración de elecciones en el país, luego de que el Poder Electoral suspendiera las de gobernadores en diciembre pasado.

Por su parte, el bloque parlamentario del chavismo solicitó hoy al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) anular la sesión legislativa de ayer y evaluar “la responsabilidad individual de cada uno de los diputados (opositores) por los ilícitos constitucionales y por el delito de traición a la patria”.

Fuente – El Carabobeño