El presidente de la República, Nicolás Maduro (Foto cortesía)

El presidente de la República, Nicolás Maduro anunció que a partir de la próxima semana entrará en vigencia un nuevo modelo de sistema de divisas complementarias (Dicom)

El Dicom hará dos subastas semanales con capitales de empresas públicas y privadas, para luchar contra el dólar paralelo. Este nuevo sistema de participación, según Maduro permitirá estabilizar el bolívar “en el tema de la convertibilidad” para acabar con el “dólar de guerra” que son impulsados desde Cúcuta y Miami.

Durante el acto de clausura de la Expo Venezuela Potencia en el Poliedro de Caracas, el mandatario nacional designó al director del Banco Bicentenario, Miguel Pérez Abad, como el presidente del Centro Nacional Productivo de Innovación y Sustitución de Importaciones.

Esto representa una contradicción porque aunque se flexibilizaria el mercado cambiario, a través del tercer anuncio se invita a la empresa privada a traer al pais sus capitales externos con la firma un decreto para iniciar una nueva política de inversión extranjera para el desarrollo de los 15 motores de la Agenda Económica Bolivariana que permitirá atraer capitales en todos los campos.

El cuarto y último anuncio fue la creación de un plan de crecimiento económico que se presentará a final de la semana tras conocer previa consulta con todos los sectores de la economía los aspectos de inversión para el período 2017-2018.

El sistema rentista que existió antes y durante Cadivi se acabó porque  no es sustentable.  Venezuela necesita un sistema de captación que permita dar fuerza a la capacidad productiva que hay en el país.

Durante el acto de clausura de la Expo Venezuela Potencia en el Poliedro de Caracas, el mandatario nacional designó al director del Banco Bicentenario, Miguel Pérez Abad, como el presidente del Centro Nacional Productivo de Innovación y Sustitución de Importaciones.

Maduro otorgó este un financiamiento por 25 millones de dólares a empresarios públicos y privados para estimular la exportación.

Fuente – El Carabobeño