Carlos Vecchio, coordinador político de Voluntad Popular. (Cortesía)

Carlos Vecchio, coordinador político de Voluntad Popular, opina que el presidente Nicolás Maduro y el vicepresidente de la República, Tareck El Aissami, no asistieron a la toma de Lenín Moreno en Ecuador porque “son una raya en la región”.

“Les dijeron que no fueran. Tuvieron que mandar a Carmen Meléndez, ministra del Despacho de la Presidencia y vicepresidente de Política y Soberanía, a Ecuador para pasar agachados en la toma de posesión el desprecio de la región”, expresó este viernes mediante su cuenta en Twitter.

El líder político piensa que la propuesta de Nicolás Maduro también busca eliminar el “chavismo” a favor del “madurismo”, lo cual debe servir de estímulo para movilizar a la gente y producir división que viene desde las propias filas del oficialismo.

Fuente – El Carabobeño